7 motivos por los que los clientes se retrasan en pagar las facturas

Control de efectivo
Ver plantilla premium

Aunque lo primero que nos viene a la cabeza cuando pensamos en los motivos por los que los clientes se retrasan en pagar las facturas es la insolvencia, esto no es el único motivo posible.

Así, a la hora de cobrar las facturas podemos encontrarnos con diferentes impedimentos u obstáculos. Veámos los principales.

1.- Clientes que buscan financiación gratis con las facturas

Existen, y con más frecuencia de la que pudiéramos pensar en un principio, personas o empresas que tienen por costumbre de atar los cabos lo máximo posible, a los efectos de equilibrar sus flujos de caja a costa de sus proveedores.

Las de tipo de clientes pero eran largas, o te indicarán que no pueden pagar antes de que a ellos les paga otra persona que tenga una mayor o menor relación con el contrato que formalizaron contra empresa.

Una vez que sabes el tipo de clientes que son, tendrás que plantearte si realmente te interesa trabajar con ellos. Sin nuestro opinión la mayor parte de las veces la respuesta será negativa.

La mejor actitud frente a aquellos que están de reclamar las facturas impagadas tan pronto hayan vencido, y dejarlas en claro que su obligación de pago frente a tu empresa no tiene nada que ver, y, desde luego no está subordinada, aquellos perciban un ingreso determinado.

En estos casos lo mejor es ser firme, insistir, y, de persistir el impago durante un plazo razonable, plantearse ir a los tribunales y comunicarles una fecha a partir de la cual se formalizará la correspondiente demanda. (Recordar, en este sentido, que para un procedimiento monitorio ni siquiera necesitamos abogados hasta una determinada cuantía).

2.- Se les ha pasado pagar la factura por causas accidentales

La factura no sido recibida, se ha traspapelado, posiblemente se ha dejado de lado por error, y no se ha atendido el pago.

Este tipo de episodios, pueden ocurrir con más frecuencia de lo que parece. Por ello, siempre es una buena práctica solicitar un acuse de recibo al enviar una factura, o comprobar con posterioridad que se ha recibido efectivamente.

Otra buena práctica al respecto es reclamar tan pronto sea debida, ya que sea el impago se debe a un error, aceleraremos mucho el cobro, frente al caso en que esperasemos durante un tiempo antes de reclamar.

3.- Hubo algún tipo desacuerdo al pagar una factura

Sí se plantearon problemas en relación al pedido o servicio entregado o realizado, lo correcto tratarlos hasta su solución o hasta llegar a un acuerdo.



De no ser posible, siempre se puede acudir a los tribunales por el impago de una factura, pero los casos de disputa es mejor una resolución amistosa.

Una vez que se ha terminado dicha solución, habrá de emitirse la factura según el tenor de la misma.

A veces puede ser interesante, simplemente romper la mercancía.

En cualquier caso, lo importante es contactar con el cliente y llegar a una solución. Siendo necesario que tengamos claro cuál es su posición al respecto.

4.- La factura se envió tarde

Esta es otra causa de retraso en el pago bastante frecuente, sobre todo cuando empezamos a trabajar con una empresa y no nos han informado de cuáles son sus ciclos de facturación. Para evitarlo, siempre es bueno preguntar con antelación.

No todas las empresas tienen de los ciclos de facturación de la misma forma, y es frecuente que las facturas que llegan a partir de un determinado día, pasen al ciclo de facturación siguiente.

Si estas la causa, no nos tiene que volver a ocurrir.

5.- Falta de liquidez en la empresa

Es posible, sobre todo en periodos de crisis, que numerosas empresas, tengan desequilibrios en los flujos de caja, muchas veces ocasionados por desequilibrios de otras empresas con las que a su vez trabajan.

En este caso, a reclamar las facturas tan pronto están vencidas de insistir, ayudará a que nuestro cliente no ser herida sobre otros proveedores o suministradores de servicios.

Si bien, ya hemos dejado claro que no debemos actuar como una financiera, si el problema es accidental o temporal, lo más importante es tener conocimiento cuando nuestro cliente va a poder hacer efectivo el pago y hacer un seguimiento de este compromiso.

6.- Problemas económicos graves para pagar las facturas

También es posible que nos orienten se halla en una verdadera situación de insolvencia y no tenga activos suficientes para satisfacer a todos sus acreedores. En este caso, lo mejor es dejar trabajar con él/ella, y adherirnos al concurso si existe o solicitar uno, si la cuantía que nos deben es muy importante.

7.- No pagar la factura por causas emocionales

A veces los clientes pueden utilizar el retrasar el pago como una forma de castigo por algún inconveniente que hubiesen encontrado. En estos casos lo mejor es reclamar la factura al vencimiento, y sí vemos que algún tipo de descontento tratar de solventarlo o compensar al cliente de alguna manera.

 

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No

Plantilla Conciliación Bancaria

Gestiona la tesorería de tu empresa de forma eficiente con esta plantilla de Excel diseñada para mucho más que realizar la conciliación bancaria. Registra todas tus facturas para anotar los gastos e ingresos. Podrás estar al día de los cobros y pagos y gestionar el flujo de efectivo de tu negocio. Realizar la conciliación bancaria será tan sencillo y cómodo como anotar los movimientos de dinero de tus cuentas y relacionarlos con un clic a tus ingresos y gastos. ¡También permite emitir facturas de manera rápida y sencilla! Se guardan automáticamente en PDF en el ordenador. Gracias a su funcionamiento, muy similar al de un programa de facturación ahorrarás mucho en el registro de datos y obtendrás un gran flujo de información. ¡No lo dudes y consigue ganar eficiencia con esta gran herramienta!  Saber más

88,36$ 66,27$Añadir al carrito