El modelo abreviado en las cuentas anuales ¿cuándo y por qué?

modelo abreviado cuentas anuales cuando y por que

Cabe señalar que existen varios tipos de cuentas anuales: abreviadas, normales y PYME. Todos ellos deberán formar una unidad y habrá que redactarlo según lo dictan las leyes y los textos oficiales.

No obstante, en esta ocasión, nos centraremos en las primeras, las cuantas anuales abreviadas.

¿Qué son las cuentas anuales abreviadas?

La principal diferencia entre las cuentas normales y las abreviadas es la simplicidad de estas últimas. Esto es debido a que la información se proporciona de manera menos disgregada. Asimismo, no existe una norma específica para este tipo de documentos abreviados. En cambio, las cuentas anuales normales están recogidas en el Real Decreto 514/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el Plan General de Contabilidad.

De hecho, las cuentas anuales contienen los siguientes documentos, los cuáles están sujetos a determinadas normas:

Estos son los requisitos para poder presentar una cuenta anual abreviada

Para poder presentar una cuenta anual abreviada deberán de cumplir durante dos ejercicios consecutivos dos de los requisitos marcados por el artículo 49 de la Ley de Emprendedores.

  • Las partidas del activo no han de superar los cuatro millones de euros.
  • El importe neto de la cifra anual de negocios no ha de ser superior a los 8 millones de euros.
  •  El número medio de trabajadores no ha de ser superior a 50.

En el caso de las cuentas de pérdidas y ganancias, podrán presentarlas todas las sociedades que cumplan al cierre del ejercicio con los siguientes requisitos:

  • Las partidas de activo no pueden superar los 11.400.000 euros.
  • El importe neto de la cifra anual no puede ser superior a  22.800.000 euros.
  • El número medio de empleados no puede superar los 250.

Sin embargo, no existe un formato abreviado del estado de flujos de efectivo. Eso sí, existen empresas que están eximidas de presentar este documento. Estas son aquellas que puedan presentar abreviados el resto de documentos:

  • el balance
  • la memoria
  • el estado de cambios en el patrimonio neto.

La duda puede plantearse cuando la empresa forma parte de un grupo de empresas. En este caso, según la normativa establecida, las cuentas anuales no se refieren a cada una de las empresas que forman dicho grupo de empresas, sino la suma de total de las entidades del grupo.  No obstante, esta regla tiene una excepción y es que no se aplicará esta regla cuando la información financiera de la compañía esté integrada en las cuentas anuales consolidadas de la sociedad principal.



Para la aplicación de esta normativa, en el caso de grupos empresariales, se tendrá en cuenta que la nacionalidad de la sociedad dominante sea española o pertenezca a un Estado miembro de la Unión Europea. Asimismo, podrá tenerse en cuenta las cuentas anuales consolidadas que correspondan a un nivel intermedio del grupo, en vez de a la matriz.

 

Bibliografía

  • ¿Te ha servido de ayuda?
  • No